La economía chilena ha seguido consolidando su crecimiento, reflejada por un Producto Interno Bruto (PIB) que al 2009 alcanzó $ 63.963.490 miles de millones (US$ 13.420 per cápita). La tasa de inflación anual en 2009 fue 0,3%.  El desempleo había disminuido ligeramente desde 2000 pero tuvo leve aumento en 2009 (9,7%) y bajó a 8,1% en 2010.  El principal aporte de la producción está dado por servicios empresas y minería. Tres cuartos del empleo se concentra en el rubro servicios, poco más del 13% en industria y otro 13% en agricultura y pesca (figura 2.6). La minería concentra menos del 1% del empleo pero contribuye en 15% al PIB y en 49% a las exportaciones. La agricultura y pesca contribuyen al 4% del PIB y al 8% de las exportaciones. (14)
 
El nivel de salud en Chile está consistentemente relacionado con el grado de desarrollo socioeconómico y de la calidad de vida alcanzado por cada país y grupo de población. Entre 1995 y 2012 se mantuvo la relación positiva de aumento paulatino del Ingreso Nacional Bruto (INB, en USD miles) y la expectativa de vida al nacer en Chile, que tuvieron positivo aumento en este período (figura 2.7). (15,16)

En 2010, Chile se incorporó como miembro de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE). En su incorporación, esa entidad consideró que la economía chilena ha tenido un desempeño sólido gracias al apoyo de instituciones fuertes y de una democracia estable. Como resultado, los estándares de calidad de vida han mejorado de manera sustancial y la pobreza ha venido disminuyendo significativamente. Pero aún quedan muchos desafíos para que Chile alcance todo su potencial. En el corto plazo, el reto principal para el gobierno es mantener la recuperación sin alterar la estabilidad de precios. El ingreso per cápita aún se ubica muy por debajo del promedio de la OCDE. En particular, será necesario emprender acciones decisivas para abordar el reto de la productividad. Esto implica fomentar nuevas fuentes de crecimiento, como la innovación y el respeto al medio ambiente, con el apoyo de reformas de los mercados de bienes y laboral. Asimismo, se necesitan estrategias amplias de reformas para reducir la desigualdad y fortalecer la administración pública. (14)

Additional information